• Breves

    lunes, octubre 08, 2012

    Bigott-Sala Joy Eslava, Madrid. 05/10/2012.

    Bigott-Sala Joy Eslava, Madrid. 05/10/2012.

    Madrid a finales de septiembre reluce como los días de invierno con sol. El veranillo de San Miguel se hace notar y los alrededores de la Joy Eslava se prestan al paseo. Y, como yo iba a pasear pre-concierto y post-concierto también, vuelvo a tirar de San Google Imágenes para documentar mi crónica.
    Bigott no defrauda, esta ha sido la sensación que se ha respirado en el ambiente. Empieza el espectáculo. El zaragozano, que se ha ido abriendo paso poco a poco pero con pie firme, llenó dos días seguidos la sala Sol hace un año y ahora ha vuelto a hacer lo propio en la mítica Joy Eslava. 

    El concierto ha empezado con Prince Naseem Hamed y una entrada que nos ha hecho recordar a 'El Boxeador'. Con las luces apagadas ha aparecido de entre el público, enfundado en una sábana blanca y bailando una jota aragonesa psicodélica, el protagonista de la noche. En estos primeros minutos de directo he escuchado comentar a un chico del público, “a mí este tío me recuerda a Syd Barrett”. Totalmente de acuerdo con él. 

    La atmósfera acogedora con la que ha empezado el concierto se ha convertido en magia cuando ha tocado Algora campeón, su personal homenaje al líder de El niño gusano, y todos los asistentes se han arrancado con "Play one more hit and dance with me". La conexión del zaragozano con el público, a pesar de su mutismo, ha sido total. Los aplausos del final de la canción se han convertido en palmas para acompañar Pachanga, y con Le petit martien no ha habido rodillas que no hayan bailado al ritmo militar de los teclados electrónicos. La banda ha dejado muy claro, en los primeros quince minutos, que Bigott está en plena forma. El público se ha venido arriba con el que fue el primer single de Fin, un brevísimo She’s my man, seguido por Chirilo-lai-lo, y God is gay
    Bigott ha seguido intercalando canciones del último disco, como Trees gone motion, con temas antiguos, véase Cool single wedding, New York S’Eveille, con tintes que han recordado a Fanfarlo, My my love, interpretada a dúo con una estupenda Clara Carnicer, que ha sabido mimar como nadie este tema. 

    Tras una hora escasa de concierto llega el primer intento de fuga. Pero la broma dura lo que tarda en secarse el sudor, con la misma sábana con la que había salido entre la gente. La siguiente en llegar ha sido Cannibal dinner, que se ha convertido en protagonista absoluta de la noche. Se ha quedado solo en el escenario para tocar un acústico New pornographers y con temas de The orinal soundtrack la banda ha vuelto al escenario para interpretar Flying zircus y Turkey moon, tema con el que todos los componentes del grupo se han levantado a bailar alrededor del escenario. 

    Bigott y su extravagancia psicodélica se han despedido a contraluz, o eso hemos pensado los allí presentes. Sin embargo, aunque quedaban bises en el tintero. Antes de enfrentarnos a la recta final,  Bigott, que no acababa de irse, se ha dejado mantear por el público. Así que, una marea de brazos ha paseado al zaragozano por la sala. Lo único que me ha extrañado es que no le hayan sacado a hombros por la puerta grande. 
    Dead mum walking ha dado paso a Bar bacharach y, entre los bailes ácidos del zaragonazo, ha llegado el colofón final. Ahí estaba el remix de Cannibal dinner. La banda se ha despedido haciendo una coreografía tan inusual y divertida como ellos mismos han demostrado ser en cada show. La sala, totalmente abarrotada, ha aplaudido y una lluvia de luces, humo y pompas ha despedido a estos fenómenos, como si de una celebración prematura de Nochevieja se tratara. 

    Que Borja Laudo es un personaje sorprendente ya lo sabía. Pero lo que no me deja de sorprender es que, a pesar de ser escaso en palabras, uno sale de sus conciertos con la misma sonrisa que se te pone cuando te han contado un chiste bueno. 
    Una vez más ha dejado claro lo que la crítica ya ha afirmado de él en más de una ocasión, Bigott no quiere ser la reina del pop, sino hacer buena música y divertirse.




    No hay comentarios:

    Publicar un comentario

    ¡Comparte tu opinión!

    Esperamos tu comentario

    Agenda

    Reviews

    Breves