• Breves

    jueves, febrero 25, 2016

    X Aniversario Vinilo Valencia-La Rambleta. Valencia, 20/02/2016



    La promotora musical Vinilo Valencia celebró en La Rambleta, con el apoyo de Tranquilo Música, el sábado pasado su décimo aniversario en una jornada intensa y maratoniana. Diez actuaciones enmarcadas en un enclave inmejorable con la representación de bandas locales y nacionales de referencia. Un día dónde la esencia de la promotora se vio reflejada en cada una de sus detalles; organización y puntualidad impecables, diferentes guiños a su público, cuidado extremo con los artistas, y exaltación de la amistad afianzada a lo largo de los años (con paella incluida). 

    Gilbertástico, su artista fetiche, abrió la matinal con una actuación que nos dejó uno de los momentos más emotivos del día, la subida de Juan Clavel (Las mierdas flotantes) y Quique medina (Vinilo Valencia) al escenario para cantar "Papas y olivas". Gilberto a las teclas y Antonio José Iglesias a los platos fueron responsables de sobrepasar lo tradicional y hacernos viajar con cortes como "No sirve el arte", "La elegancia es un factor", "Monta, toca, vete" o "Un nombre vasco", entre otros, por un tejido de delirios encubiertos con tintes elegantes, interpretados con su idiosincrásico efecto teatral. 

    La actuación de Maronda fue la única en solitario; guitarra en ristre y su nuda voz, fueron los únicos instrumentos que defendieron de manera solvente un setlist que contó con cortes como "Quemando Cromo" de Vibraciones, su último trabajo, y "La Recriminación", "Me Fui Antes de Verte Llegar" o "Volverás", de La Orfenbrería Según los Místicos, su segunda entrega. Desenchufado se despidió con "La piedra negra", creando uno de los momentos más bonitos del día. 




    El relevo lo tomaba Johnny B. Zero para continuar la carrera de fondo en una de las fases más adrenalínicas de la jornada. Johnny y su banda dieron uno de los directos más enérgicos. Una muestra de cómo su guitarra y su voz pueden hacerte sentir un pulso rítmico sin freno, una apisonadora sobre el escenario que nunca defrauda. La resaca de la noche anterior, en la que estuvo presentando su último trabajo “Crystal Totems” en l sala 16 Toneladas, no restó ápice alguno a la contundencia y potencia que es capaz de dejar Johnny y su banda. 

    Haciendo un interín en la grabación de su nuevo trabajo que se encuentran grabando en Atomic Studio, estudios de Mark Dasousa (Solar), Red Buffalo, una de las bandas locales que mejor exponen el sonido de la americana, dieron un concierto intenso y con una calidad en el sonido excepcional. Con cambios de formación en la banda, Miguel Izquierdo a la batería y Pedro Bueno (Gas) a la voz, mostraron un sonido compacto que hizo brillar la fría mañana pasada en la Terraza Movistar







    Por la tarde, la precisión horaria continuó sin margen de error (salvo la espera con Grupos de Expertos Solynieve), por lo que a las ocho en punto Luis Brea y El Miedo estaban ya encima del escenario para dar uno de los directos más esperados. Tras su debut con “Hipotenusa” (Marxophone, 2012), publicó el año pasado su segundo trabajo autoeditado, uno de los discos con más respuesta por parte del público. Una forma de reinvención para alcanzar una colección de canciones con melodías agradables sentadas desde la base de una sencillez lúcida y defendidas con una conveniente calidad instrumental y lírica. Luis Brea (voz y guitarra), Jorge Martí (guitarra y sintes), Lázaro Fernández (Batería), Nacho Mora (bajo y coros), repasaron cortes como "El Verano del Incendio", "Discotecas", "Mil Razones" o "Más de Veinte", en un directo entregado y potente que, terminó con todos los músicos (menos Lázaro, claro) abajo del escenario, dejando indelebles momentos que fueron protagonizados por una conexión con su público encomiable. 

    Senior i El Cor Brutal arrasaron el Ram Club con una descarga eléctrica de alto vuelo. La banda que también se encuentra celebrando su décimo aniversario este año mostró el ensamblaje perfecto de una banda con sonido de raíz americana y una puesta en escena impecable. Un repaso a su trayectoria que arrancó con "Ja Era Hora" y rescató cortes como "Cele", "Bomba de Plaer" o "El Cel de les Illes Caiman", entre otras. Un directo emotivo que nos dejó con algunas versiones y con la canción que se toca a si misma; en"Lapido X" contaron con la colaboración de Víctor Lapido, guitarrista de Grupo de Expertos Solynieve. El cierre lo puso "València, Califòrnia". Una muestra clara de cómo ofrecer un rock combativo de calidad. 

    El sudor y el baile lo pusieron los barceloneses "Mujeres", pies aplastando el acelerador para gozar la velocidaden vertiginosa de ese sucio sonido garaje que practican; Yago Alcover (voz, guitarra), Aitor Vigas (batería), Martí Gallén (guitarra y voces) y Pol Rodellar (bajo), volvieron a hacerlo, la revolución había llegado a La Rambleta para poner al público en un estado festivo que tuvo momentos álgidos: uno de los que más, cuando tocaron "Aquellos ojos"


    El proyecto paralelo de J (Los Planetas) y de Manu Ferrón (compositor de letras de canciones de Los Planetas como “La playa” o “Corrientes circulares en el tiempo”), Grupo de Expertos Solynieve, también cumple este año una década de existencia. Víctor Lapido (ex 091), el batería Antonio Lomas y el bajista Miguel López (Lori Meyers), cierran la formación. Cinco músicos de altura que pasearon con elegancia canciones que ya han conseguido instalarse en la memoria musical de sus seguidores. Su sonido folk, country y rock con acento sureño desprendió un soplo de aire fresco que nos dejó uno de los momentos más placenteros del festival. La lírica de sus canciones transcurre en retazos de cotidianidad, paisajes costumbristas, comentarios jocosos y alegatos políticos expresados con la sabiduría de dos letristas de la talla de J y Manu

    La actuación de  Nueva Vulcano programada para el cierre se esperaba que viniera a desencadenar la locura, el caos, la desinhibición y la máxima entrega del público como ocurrió en su última visita. Sí hubo masa humana bañada en sudor, pisotones y golpetazos, unida en un baile melódico y seducida en un estallido de felicidad. Lograron disparar las revoluciones; sin casi concesiones, fueron directos al grano, y supieron darnos de lleno. Veloces, audaces, viscerales e intensos dieron una lección de clase y actitud que nos dejó momentos gloriosos. Eso sí, toda esta intensidad y enganche que tienen sus canciones, se vieron apagadas en cierto sentido en la primera parte del concierto por problemas de sonido. Aún así, lo volvieron a conseguir. 

    El colofón y para no perder las buenas costumbres vino con la pinchada de los Átomos Djs en la que los más trasnochadores pusieron fin a un día musical intenso. La existencia de Vinilo Valencia es algo que se debe celebrar a lo grande, y así lo hicieron posible los organizadores de este "festival aniversario", profesionales que mimaron el máximo detalle y dejaron (como siempre) el listón muy alto.

    Más Info:

    La Rambleta 

    Galería Fotográfica

    Gilbertástico




    Maronda






    Johnny B. Zero







    Red Buffalo






    Luis Brea y El Miedo 










    Mujeres










    Grupo de Expertos Solynieve














    Nueva Vulcano 







    No hay comentarios:

    Publicar un comentario

    ¡Comparte tu opinión!

    Esperamos tu comentario

    Agenda

    Reviews

    Breves