• Breves

    lunes, octubre 03, 2011

    John Williams - Superman. The Movie . Varése Sarabande, 1978.

    John Williams - Superman. The Movie
    Varése Sarabande, 1978


    Mis queridas paredes, una semana más vuelvo para que seáis objeto de mis divagaciones musicales. Vosotras sí que me escucháis ahí quietitas, sin rechistar en ningún momento.

    Si alguien me preguntase de dónde procede mi afición por las bandas sonoras, sin duda, le contestaría que principalmente es gracias a ésta, que muchos años atrás impresionó a un mocoso, tanto, como la película para la que fue creada.

    En su día nos dijeron que creeríamos que un hombre podía volar. Tal cosa no hubiera sido posible del todo si no fuese por la excelente partitura de John Williams.

    Este sigue siendo uno de mis trabajos preferidos del compositor. Con él se sentaron las bases que otros tantos compositores han seguido al pie de la letra a la hora de crear un tema principal para los héroes con mallas.

    El score de Superman está compuesto, como suele ser habitual, de un tema central que será el motor de todo lo demás, e incluso se intercalará a la perfección con otras piezas musicales. Además posee varios temas definitorios. El tema para “los malos”, un tema para la juventud del protagonista en Smallville, un tema para “la chica”, otro para los momentos de tensión, tema para la acción (normalmente el mismo que el central, con variantes para la ocasión) y otros tantos de índole más sutil, en ocasiones simples matices que destacan el momento que se quiere describir y hacer llegar al espectador u oyente.

    A día de hoy este trabajo puede parecer bastante simple frente a otros mucho más actuales, pero si nos fijamos en la carrera de cualquier compositor, aunque haya una madurez evidente, siempre queda presente el estilo y los esquemas ya utilizados con anterioridad. Es una evolución con raíces arraigadas.

    Superman es un score sencillo, pero a la vez contiene una complejidad fácilmente detectable. Yo diría que más allá de cualquier dato técnico que pudiera aportar un experto, es esa facultad para despertar las emociones del oyente sin esfuerzo lo que la hace tan genial. Claro que la visión de uno siempre es subjetiva. Cuando escucho la música de este disco no sólo me hace recordar el film o me transmite las sensaciones que el compositor pretendía, también me hace rememorar mi infancia. Y si alguien tiene algún problema puede dejar su queja en ese armario de plástico de ahí. Sí, sí, ese de color azul que pone "sólo papel". En breve serán atendidas. Gracias.

    Hay dos temas de la B.S.O. que siempre me han llamado la atención por encima de los demás, no por ser los mejores a la fuerza, sino más bien porque son los más fáciles de identificar, recordar o incluso tararear.

    El Main Titles o Main Theme de toda la vida me ha parecido bastante completo. Casi no hay un instrumento que no posea su momento de protagonismo. Las trompetas con las que empieza, anuncian la llegada de algo grande, como si de la inminente entrada del César en el Coliseo se tratase. Se le unen otros instrumentos de viento que suben la intensidad ligeramente, para bajarla de golpe mientras los violonchelos recogen el relevo en un murmullo que crece, al que se van uniendo de nuevo violines, trompetas y, en una explosión repentina, clarinetes, timbales y otros tantos; formando una de las marchas más conocidas y grandiosas, no sólo del cine, sino como parte de la cultura popular hace ya unas cuantas décadas.

    ¿Quién no escucha los primeros acordes y enseguida identifica de qué tema se trata?... ¿Qué dices chaval? No, no perrea nadie. Que no, que no la canta Pitbull. Ya sé que no tiene letra niño, pero eso no significa que sea rege, rague, rigi... loqueseatón. Déjame ya, que debo continuar, leñe.

    El Love Theme, un clásico en muchas de las composiciones de Williams. En el que nos ocupa se usa un clarinete solo al principio, que marca lo que será la melodía central de manera suave. Luego entran los violines y los violonchelos, que suben un poco la intensidad, pero manteniendo el toque de delicadeza al que se le van añadiendo nuevos instrumentos. El resultado es una pieza emotiva, declaración de amor entre los protagonistas, que mantiene el deje heróico del tema central sin exagerarlo.

    Otros temas destacados son The march of the villians, partitura con toques de marcha militar y algo circense, acorde con el estilo humorístico que se les dio a los villanos en la película. También está The Planet Krypton, sobretodo su primer minuto y 23 segundos, que transmite a la perfección la grandeza de la civilización Kryptoniana sin despeinarse. The big rescue mezcla la tensión de una muerte segura , los momentos previos a la primera aparición de Superman en público y el rescate. Todo ello a base de violines, trompetas y chelos, intensificándose hasta llegar al main theme heróico.

    Podría continuar así con prácticamente todo el disco, pero mejor vais corriendo a escucharlo. Para el próximo día me traéis una redacción con vuestras impresiones y, los que no cumplan, serán atados a una silla dentro de un centro comercial durante toda la campaña navideña hasta que le sangren los oídos con tanto villancico repetido una y otra vez.

    Cuando algo (sea música o de cualquier otro campo) es notable o adquiere popularidad, acaba siendo objeto de múltiples curiosidades. (Bueno, vale, la basura también, pero vosotros me entendéis lo que quiero decir) La banda sonora del héroe Kryptoniano no iba a ser menos.

    Como comentaba al principio, la marcha de Superman ha sido la base a seguir de muchos compositores a la hora de crear el tema central de superhéroes (o incluso héroes a secas), para su traslado al celuloide. Sin ir más lejos Jerry Goldsmith compuso el score para Supergirl, que sigue la misma dinámica de inicio suave que aumenta en intensidad hasta acabar en un sonido que evoca algo majestuoso, poderoso, etc, aunque en este caso con un toque más “femenino” debido a la naturaleza del personaje. De ahí en adelante y hasta nuestros días muy pocos han sido lo suficientemente valientes para salirse del camino establecido.

    El Love Theme de la película tuvo su versión cantada, titulada “Can you read my mind”, que es lo que está pensando Lois en la película cuando vuela junto a Superman. La letra la compuso Leslie Bricusse y fue interpretada, si no me equivoco, por Maureen McGovern. Para escucharla podéis pinchar por aquí.

    En principio era el gran Jerry Goldsmith quien iba a ocuparse de la banda sonora, pero problemas de agenda favorecieron la contratación de Williams. Como ya mencioné, Goldsmith acabaría ocupándose de la banda sonora de Supergirl. Aquí podréis echarle un oído.

    John Ottman fue elegido para crear el score de Superman Returns, que respetaría el tema central de Williams e introduciría alguna pieza suelta de otros temas. Lo curioso es que este hombre consiguió crear una banda sonora muy buena, jugando con lo ya conocido y mezclándolo con su propio estilo.

    Cuando hablamos de piezas como el Main Title de Superman, se nos arruga la expresión al pensar cómo sonaría con letra y la pérdida de esencia que sufriría. Vamos, como el del himno nacional, que duró menos que Ramoncín como ”estrella de la música”. Pues en internet hace años que un tío que se hace llamar Goldentusk, (que por lo visto es actor de esos que se busca la vida como puede), tuvo la brillante idea de hacerlo, con gestos y caracterizaciones incluídas al más puro estilo de Eddie Murphy o Juan Palomo. El resultado es, lógicamente, una curiosidad divertida que francamente no se le da nada mal. A día de hoy le ha puesto letra a no pocos temas centrales de conocidas películas. Para ver su trabajo podéis pasaros por su canal en Youtube pinchando por aquí.

    Además podéis visitar estos otro lugares de interés como JW o JGO

    Y esto ha sido todo por hoy amiguitos. La próxima semana hablaremos del canto de apareo del canario común, incluído en la banda sonora de la película "El Pájaro". Eso, o ya veré lo que se me ocurre.

    Alquímicos saludos de película.



    No hay comentarios:

    Publicar un comentario

    ¡Comparte tu opinión!

    Esperamos tu comentario

    Agenda

    Reviews

    Breves