NOVEDADES

sábado, agosto 04, 2012

Arenal Sound - Playa del Arenal. Burriana, 02.08.12


Arenal Sound - Playa del Arenal. Burriana, 02.08.12

Día uno en un macro festival. O lo que es lo mismo, primera incursión en la jungla humana que desafía a las olas y hace invisible la belleza de un paseo marítimo que huele a plástico y vegeta entre residuos urbanos, perjudicado para el turismo ajeno al trasiego y confundido en la frontera con los tornos que abren la arena al desfase, al exceso de decibelios y a la comunidad incansable que malentiende las hermandades cuando dispone de un terreno en el que acampar, un espacio que recorrer y unas botellas que engullir, a partir de ciertas horas sin importar casi el contenido. La marea de zombis en la que te ves envuelto al regreso, menos espesa pero más disgregada a medida que abandonas las instalaciones, se convierte en una carrera de obstáculos que pone a prueba tu paciencia y mengua tu capacidad de sorpresa. Un concienzudo estudio sociológico y antropológico, si queremos, no sería capaz de desvelar ni la mitad de los misterios que acechan tras el rostro y la apariencia de algunos especímenes, sólo clasificables entre el amplísimo margen de catalogación de los que pueblan festivales varios y siembran de pintoresquismo sus escenarios. Otra forma de decir que para contar lo que sucede encima de los mismos debemos hacer antes un par de cursillos acelerados sobre “cómo sobrevivir en la selva”, sólo que en esta ocasión los primates y otras subespecies no viven en los árboles ni se camuflan entre la maleza, sino que se interponen en tu camino y, a falta de hoces y guadañas, amenazan con devorarte emitiendo fétidos efluvios, chillonas muestras de éxtasis e incluso murmurando ininteligibles gruñidos de ¿amenaza? Nosotros, por si las moscas, nos refugiamos en los fosos, aunque a veces sea peor el remedio que la enfermedad, y los que sigan leyendo sabrán a lo que me refiero.

El calor y la humedad incomodan al más pintado, y si quieres disfrutar en la medida que el tiempo y la disponibilidad te lo permitan, ambos factores pueden ser determinantes. A Zahara le tocó bailar con los más feos contrincantes, y así lo manifestó intentando estar a la altura de las circunstancias con el discurso que ya tiene aprendido tras múltiples presentaciones. Su pop sencillo, líricamente bien estructurado, asentado por el mimo con que su banda sigue la rítmica de la chica rubia que cada vez se lo pasa mejor tocando sus canciones, no nubló el cielo de nuestro sudor pero nos situó en un buen paisaje para saludar a Hola A Todo El Mundo, que no son palabras de bienvenida sino el nombre de una banda que ha perdido capacidad de sorpresa tras el hype que supuso su primer álbum y los parabienes de la crítica. Esforzándose por congregar a curiosos y conversos a su psicodélico y no siempre bien entendido ejercicio de fusión, anticiparon algún tema de su inminente ‘Ultraviolet catastroph’ ante la frialdad generalizada, entre la que siempre debe haber un símbolo de admiración reservado para su clase como instrumentistas, todo hay que decirlo. Discretos pero intensos, y con un futuro más que esperanzador.

De lo que dudamos después de ver y escuchar lo que vimos y escuchamos es de si la decisión de relegar a los inmensos El Columpio Asesino al escenario Legendario en lugar de emplazarlos en el principal, que sin duda merecen por canciones y actitud, fue lo más acertado del cartel. Expertos en darles la vuelta al ambiente de cualquier festival, su indie rock de guitarras y melodías exprimidas al límite en explosiones como las de ‘Toro’, ‘On the floor’ o ‘Perlas’ sugieren justo eso, que las conchas que las esconden merecen una mejor exposición. Justo la que tuvo ese exhuberante ‘The English riviera’ con el que los británicos Metronomy pusieron a bailar a medio festival con sus ritmos sincopados y algo más alejados de la electrónica retro que lucían en su anterior trabajo. La cabeza pensante del cuarteto, Joseph Mount, responsable de algunas de las remezclas más interesantes que hemos escuchado de temas de Goldfrapp o Klaxons, entre otros, puso las bases, los teclados y las guitarras para que sus uniformados compañeros dieran otra vuelta de tuerca a la música tradicionalmente más fría incitando al baile con ‘The look’, ‘Heartbreaker’ o ‘Everything goes my way’, un hit incontestable. Una agradabilísima sorpresa, si somos sinceros.

Antes, el pop con tintes épicos de Second en el escenario Desperados acaparó protagonismo para refrendar en vivo el éxito de su disco en directo ‘15’, con ‘Muérdeme’ y ‘El eterno aspirante’ como puntas de lanza de un sonido inflado que, otro año más, no hace justicia ni a bandas ni a canciones, por mucho que los murcianos se esforzaran en demostrar lo que son, una de las últimas revelaciones en la frontera entre indie y mainstream. Si digo lo mismo de los unánimente aclamados Love of Lesbian tal vez no sea justo u objetivo, pero ¿alquien que escucha música y habla de ella lo es? Santi Balmes ya es una de las grandes estrellas del pop español, y él mismo empieza a ser consciente de ello, por eso es el que acapara los flashes, el postureo y los discursos, aunque su enésima inclusión en un gran cartel colectivo comience a dar síntomas de agotamiento. Esta noche decidieron comenzar con ‘Nadie por las calles’ y ‘Los seres únicos’, para luego recurrir a los pequeños clásicos de siempre, los que parece que les van a seguir dando de comer si su creatividad entra en bucle y experimenta el bajón que ha sufrido en su última entrega, ‘La noche eterna. Los días no vividos’, un álbum tan irregular como prescindible (este es el momento en que sus fans empiezan a indignarse y a pensar un comentario para meterse con el cronista) que sin embargo consolida una trayectoria hasta hace poco intachable. ‘Me amo,’ ‘Algunas plantas’, ‘Si tú dices Ben, yo digo Affleck’ y el omnipresente ‘Club de fans de John Boy’, el culmen de una actuación que reventó literalmente el recinto ante la mayor indiferencia de los que pensamos que después de verlos tantas veces, y en ocasiones sufrirlos, era el momento de prestar atención a propuestas algo más arriesgadas como la de los ganadores del concurso de bandas de esta edición, Cosmic Birds, que aparte de un look tremendamente atractivo y un sonido radiante, otra vez con las limitaciones acústicas de costumbre, ofrecieron una atractiva versión de ‘Rolling in the deep’, de Adele, y haciendo gala de un total eclecticismo, recordaron a los Fleet Foxes en su personal visión de ‘Your protector’. También hubo tiempo para visitar el escenario Coca Cola, donde los miembros de El Sombrero del Abuelo ofrecían sus proclamas anti sistema a un esquelético grupo de hippies que más bien pasaba por allí y a los que no les venían nada mal los típicos ritmos reggae y ska de una banda que enriquece la manida propuesta con violines y arreglos algo más escorados hacia la música de raíz.

Para ir concluyendo, dos últimas y breves reseñas: Mendetz, los cabecillas del synth pop de última generación, tenían reservada una sorpresa al final de su concierto, y tras muchas pesquisas salimos de duda al escuchar de boca de su líder, Stefano Maccarrone, que les acompañaría “el timbre de voz más bonito del país”. ¿Adivinais? Estemos o no de acuerdo, ese parece ser el de Najwa Nimri, al que estos trajes electro pop la hacen moverse como pez en el agua. Y como final para nosotros (el infierno en que se habían transformado a esas alturas los dos escenarios principales y el abismo sonoro que hacía insoportable un par de horas más el maltrato a nuestros tímpanos tuvieron mucho que ver), los esperadísimos hispano-británicos Crystal Fighters, con su arsenal de txalapartas, ritmos enlatados, guitarras punk y ruido, mucho ruido, abrieron un show saturadísimo de graves con ‘Solar system’, de su célebre álbum ‘Star of love’, y prolongaron la fiesta de la primera gran noche de música y playa a orillas del Mediterráneo. De la siguiente daremos cuenta en breve, y espero que sobrevivamos para contar las siguientes.


ZAHARA











HOLA A TODO EL MUNDO






SECOND








EL SOMBRERO DEL ABUELO





LOVE OF LESBIAN







MENDETZ




METRONOMY






EL COLUMPIO ASESINO







CRYSTAL FIGHTERS






          

          

          

Texto: JJ Stone
Fotografías y vídeos: Raisa McCartney

Share this:

Publicar un comentario

¡Comparte tu opinión!

Esperamos tu comentario

 
Copyright © 2014  . Designed by OddThemes